Autoridades de Mesa

 

ARTÍCULO 90.- Bajo ningún pretexto se permitirá que permanezca en el local donde funcionan las mesas receptoras de votos, otras personas que las autoridades de aquéllas, los candidatos, apoderados o los fiscales en funciones, y los agentes encargados de mantener el orden, que dependen del presidente de la mesa. Los electores permanecerán en el local de la mesa el tiempo necesario para cumplir su cometido, debiendo retirarse de inmediato una vez depositado su voto.

 

ARTÍCULO 91.- A fin de asegurar las inmunidades de los miembros de las mesas receptoras de votos, ninguna autoridad podrá detenerlos durante las horas en que debieran desempeñar sus cargos, ni después de la aceptación de su designación, salvo el caso de flagrante delito u orden del juez competente.

 

ARTÍCULO 92.- Los presidentes de mesa están obligados a aceptar a los fiscales que acrediten su designación.

 

ARTÍCULO 93.- El Tribunal Electoral dispondrá que la nómina de los presidentes de mesa, vicepresidentes y su ubicación, se publique en un diario o periódico de la localidad a que correspondiere o en carteles que se fijarán en los lugares públicos, con diez (10) días de anticipación. Estas nóminas se comunicarán a los apoderados de los partidos políticos inscriptos ante el Tribunal y reconocidos por éste.

 

ARTÍCULO 94.- El presidente de mesa y los vicepresidentes deberán encontrarse presentes durante el momento de la apertura y clausura del acto electoral, salvo enfermedad o fuerza mayor, en su caso. Su misión esencial es velar por el correcto desarrollo del acto eleccionario. Al reemplazarse entre sí, los funcionarios asentarán nota de la hora en que tomaren el cargo. En todo momento deberá encontrarse en la mesa un (1) vicepresidente para reemplazar al que está actuando de presidente, si así fuere necesario.

 

linea 2
Copyright